Desde casi principios de este año, nuestros hábitos sociales e higiénicos han sido modificados de forma absoluta. Hoy hablamos de cómo ha cambiado el consumo de Marisco gallego, tanto en el día a día como de cara a la celebración de ciertas fechas o eventos especiales. El hecho de no poder hacer viajes, reuniones familiares o sociales, en muchas ocasiones a provocado que dejemos de disfrutar de experiencias y lugares a lo que tanto nos gustaba acudir. Por eso, gracias a internet, muchas de estas costumbres y experiencias han cambiado. Especialmente de cara a una mayor seguridad, hemos incrementado exponencialmente la compra online tanto de productos como de servicios y un gran ejemplo es como no, el consumo del marisco gallego y fresco.   Si bien se reducen el volumen de las reuniones en nuestros domicilios, podemos seguir disfrutando de la calidad de un

0

Tu carrito